Qué es un estuario, partes que lo conforman. Tipos e importancia

Estuario
Pedro Dias/CC BY 2.0

El planeta Tierra (ver ese contenido) además de ser un cuerpo con gran biodiversidad, también posee variedad de espacios geográficos, tanto terrestres como acuáticos, cada uno con sus características propias y su belleza paisajística, uno de estos lugares es el estuario, tema central de estos párrafos, que lo definen, delimitan las características resaltantes, partes, importancia, además de describir brevemente sus clasificaciones o tipos.

¿Qué es un estuario y cuáles son sus características resaltantes?

Un estuario corresponde a un ambiente acuático marino y fluvial, un sistema parcialmente cerrado en el que por un lado se encuentra una zona costera y por el otro la desembocadura de un río grande y caudaloso, por lo que convergen dos espacios acuáticos diferentes para formar uno solo con características propias. Un estuario se encuentra altamente influenciado por los regímenes de las mareas, por lo que no implican ambientes estáticos, sino cambiantes tanto en el espacio como en el tiempo.

La forma y dimensiones de un estuario se ven afectadas por factores como la erosión, los sedimentos y las fluctuaciones del nivel del mar. Un estuario también posee amplios rangos o valores de salinidad y variaciones de temperatura como caracteres distintivos, además de que la mezcla de aguas con distintas propiedades físico-químicas va a producir cierta circulación que a su vez se ve influenciada por los otros factores como las mareas y los vientos.

Como se ha mencionado de forma previa, un estuario puede carecer de estabilidad y presentar cambios de circulación de sus aguas, gracias a todos los factores que influyen en él, especialmente a las mareas, los vientos y los distintos sedimentos, esta característica dificulta también su estudio.

El área del estuario que posee mayor gradiente de salinidad, también conocida como frente salino es, como es de esperarse, el lugar de mayor concentración de organismos planctónicos.

Partes de un estuario

Existen varias partes en las que puede subdividirse un estuario, la primera se llama boca y corresponde con la zona más distal, tiene mucha influencia por la marea y las olas y se comunica con el mar, una región media más equilibrada, con sedimentos más delgados y una parte más cercana al río, también llamada cabeza, con sedimentos más gruesos y con menor mezcla de las aguas.

Tipos de estuarios

Los estuarios son lugares heterogéneos que pueden ser analizados desde diferentes puntos de vista, a través de caracterizaciones físicas, además de por los procesos relacionados con la biología o la química de los mismos. Algunos de los criterios utilizados para determinar los tipos de estuarios son los siguientes:

En base a los rangos de mareas

Se diferencian 4 tipos de estuarios: micromareales, mesomareales, macromareales e hipermareales. El primero con rangos de marea menores a 2 m, el meso entre 2 y 4 m, el macro entre 4 y 6 m y el último con cifras mayores a los 6 m.

En base a las relaciones de convergencia y fricción

Se tienen 3 tipos de estuarios: hipersíncronos, síncronos e hiposíncronos.

Hipersíncronos: adquieren frecuentemente forma de un embudo y se caracterizan porque la convergencia es mayor que la fricción, existe un incremento de las mareas en la cabeza del estuario, mientras que en la región fluvial la convergencia disminuye, al igual que la fricción, ocasionando una menor amplitud, así como velocidad.

Síncronos: no poseen diferencias en cuanto a los efectos de la convergencia y la fricción, por lo cual los rangos se mantienen más constantes.

Hiposíncronos: generalmente con bocas angostas, en los que la fricción es mayor que la convergencia, por lo que el rango de marea es bajo.

De acuerdo a los caracteres topográficos

Tenemos 3 principales: de planicies costeras, fiordos, de barrera y topográficos.

Los de planicie costeras: poseen reducida profundidad (generalmente menor a 30 m), ésta es mayor en la boca, con forma más o menos triangular y con un relieve semejante al que el valle poseía.

Los tipo fiordos: poseen normalmente sustratos o fondos rocosos, en los que la descarga fluvial es menor que el volumen total de mismo, su forma es rectangular.

Los de barrera: tienen mayor flujo fluvial con cantidades considerables de sedimento y también poseen poca profundidad.

Los tectónicos: se originan como su nombre lo indica por procesos tectónicos.

En relación a su morfología: en este caso se tienen 2 tipos: los dominados por el oleaje y los dominados por la marea.

En base a la salinidad

En este aspectos los estuarios se ven influenciados por variaciones o fluctuaciones en las descargas de las aguas, tanto las marítimas, como las fluviales, con sus diferentes patrones físico-químicos como la circulación, densidad, estratificación y mezcla. Así, se encuentran 3 tipos: los altamente estratificados, parcialmente o bien mezclados (verticalmente homogéneos).

Los altamente estratificados: también se llaman de cuña salina y corresponde a aquellos estuarios con niveles de micromareas, por lo que las aguas no se mezclan, sino que se mantiene una fuerte haloclina, que por los caracteres de las densidades, el agua dulce queda por encima de la salada.

Los estuarios parcialmente mezclados: se caracterizan por tener un margen de mareas de tipo mesomareal, con corrientes significativas que permiten cierta circulación de las aguas, por lo que la haloclina no está bien marcada como en el caso anterior.

Los verticalmente homogéneos o bien mezclados: en los que existen un elevado régimen mareal (macromareal), lo que genera una mayor turbulencia que mezcla homogéneamente y de forma vertical las aguas fluviales y marinas.

Los factores físico-químicos que caracterizan a un estuario como los gradientes de salinidad y las oscilaciones de las mareas también permiten el desarrollo de zonas de vida o zonas bióticas diversas, así pueden establecerse comunidades vegetales y de otros organismos como los invertebrados bentónicos, que resultan en buenos indicadores de los aspectos ecológicos de los estuarios.

Importancia de un estuario

Los estuarios poseen marcada relevancia, ya que forman un hábitat propicio para el desarrollo de muchas especies que pasan cierta parte o etapas en estos espacios, además de funcionar como el hogar de otros organismos vivos (aves, peces, mamíferos, invertebrados, entre otros). Corresponden a zonas con marcada productividad, con trabajos importante como filtradores, amortiguadores de inundaciones y mareadas, previenen la erosión y contribuyen a brindarle mayor estabilidad a las zonas costeras. Los estuarios también son sitios de esparcimiento, recreación con alto valor científico, así como cultural y económico.

Autores consultados

  • Chang, J. (2009).
  • Galbán, C. (2014).
  • Ibañez, C.; Caiola, N.; Nebra, A.; Wessels, M. (2009).
  • Martínez, C.; Cortez, C. (2007).
  • Senior, W. (2017).