Manglar, un ecosistema único, cómo es y dónde se encuentra

Manglar
Gildardo Sánchez/CC BY 2.0

Nuestro planeta presenta una gran diversidad de paisajes y ecosistemas muy variados, entre los que tenemos el manglar, el cual es un ecosistema con características muy particulares debido a que el mismo es una transición entre la tierra y el mar, siendo uno de los más productivos y complejos de la tierra, en el mismo, convergen especies y factores propios de aguas dulces así como de agua de mar, teniendo una importancia primordial en muchos aspectos como por ejemplo en la prevención de inundaciones.

¿Qué es el manglar?

Es un tipo de ecosistema de transición entre el agua dulce y el agua de mar, donde se destaca la presencia de árboles y arbustos con una gran tolerancia a la salinidad –halófitas-, los cuales crecen por debajo del nivel máximo de las mareas, estas especies vegetales tienen adaptaciones que le permiten “desalar” el agua que aprovechan para su desarrollo; los manglares presentan una gran importancia por su riqueza biológica así como por la cantidad de servicios ambientales que nos prestan.

Distribución de los manglares

Se encuentran distribuidos a lo largo de las zonas tropicales y subtropicales, presentes en las denominadas “zonas intermareales” (zonas entre mareas), que presentan alternancia entre periodos inundados y periodos secos de acuerdo a la marea alta y la marea baja respectivamente, es decir, el manglar tiene presencia en América, Asia, África y Oceanía, siendo el área de transición y/o “conexión” entre ecosistemas de agua dulce -al estar ubicados en sus desembocaduras- y el mar.

Características del manglar

A simple vista, el manglar luce como un conjunto de hileras anchas de árboles con raíces y ramas retorcidas y delgadas, que se entrelazan semisumergidas en las playas, sin embargo, tras esta maraña de plantas hay mucho por descubrir.

Los manglares son típicos de regiones pantanosas o inundadas, la vegetación y la cantidad de especies presentes en ellos depende de la morfología y exposición de la línea costera, generalmente, en las costas abiertas el manglar puede faltar totalmente o estar limitado a unos pocos arbustos dispuestos de manera dispersa y protegidos tras las rocas, mientras que en las costas resguardadas con grandes playas cenagosas intermareales, puede extenderse sin interrupciones hasta más de 25 km tierra adentro, los manglares se desarrollan bien en los estuarios; así como también crecen en costas extremadamente áridas, donde pueden tener gran importancia por ser la única vegetación para madera. 

En cuanto a la superficie de los mismos, aún es tema de estudio su superficie total en el mundo, pero se estima que solamente en Asia y en el Pacífico, sea de 6 a 8 millones de hectáreas. El clima del manglar es de tipo tropical, sin embargo, debido a la baja tasa de precipitaciones anuales, suele catalogarse como medianamente desértico, presenta temperaturas que oscilan entre los 20 °C y 28 °C, variando la misma de acuerdo a los cambios estacionales y la región del planeta donde el mismo se encuentre.

Son ambientes ricos en nutrientes,  presentan una alta tasa de captura de carbono, capturando hasta cinco veces más que otros bosques tropicales, ya que sus suelos son sumideros de carbono altamente efectivos, en los manglares se alojan una cantidad importante de fauna, especialmente de organismos acuáticos, tanto anfibios como terrestres, así como también son área de estadio juvenil de numerosas especies de crustáceos, resaltan también por ser hábitat temporal para una cantidad importante de aves migratorias en cuyas rutas transitorias se encuentra este ecosistema.

Flora de los manglares

En el mundo sólo se conocen 90 especies de Mangles, de las cuales 55 se concentran en general en los manglares pantanosos, las raíces de los árboles de mangle crecen a la inversa, es decir de arriba hacia abajo, lo cual permite que tomen aire de la atmósfera y lo lleven a las raíces más finas de alimentación, favoreciendo su oxigenación, son plantas vivíparas porque las semillas germinan en la planta madre y son las plántulas las que se desprenden del árbol.  

Los géneros más importantes son Rhizophora, con raíces arqueadas que sirven de soporte, Avicennia y Sonneratia, ambas con raíces respiratorias especializadas y denominadas neumatóforos, las cuales brotan del cieno, las especies que suelen ser más comunes son las denominadas mangle negro (Avicennia germinans), mangle blanco (Laguncularia racemosa), mangle rojo (Rhizophora mangle) y mangle botoncillo (Conocarpus erectus), también pertenecen a esta flora Heritiera fomesH. littoralis y Nipa fructicans; se ha encontrado que los manglares de las zonas del Indopacífico tienen una flora más rica que los de las zonas americanas y del África occidental; sólo en dichas zonas, comprenden 63 especies ampliamente distribuidas.

Fauna de los manglares

La fauna de un manglar es muy variada, debido a que en los mismos, al ser un bioma de transición entre ecosistemas de agua dulce y el mar, coexisten e interactúan numerosas especies, que habitan de forma permanente el manglar así como especies que sólo pasan una etapa de su desarrollo en el mismo.

Podemos encontrar en los manglares aves como el ibis blanco (Euducimus albus), zarapito trinador (Numenius phaeopus), alza colita (Actitis macularius), espátula rosada (Plathalea ajaja), halcón peregrino (Falco peregrino), cigüeñón blanco (Mycteria americana), gavilán cangrejero negro (Buteogallus anthracinus), colibrí (Amazilia boucardi), el pájaro carpintero (Melanerpes hoffmannii), garza morena (Ardea herodias), especies de anfibios como la Rana cancrivora (Fejervarya cancrivora) o el sapo excavador mexicano (Rhinophrynus dorsalis); también hay presencia de reptiles como el cocodrilo americano (Crocodilus acutu) o el lagarto cuajipal (Caiman crocodilus), o la iguana  (iguana iguana)  así como algunas especies de tortugas marinas de la superfamilia de los quelonioideos.

En el manglar, las raíces albergan a animales más pequeños como el cangrejo del árbol de mangle (Aratus pisonii), el cangrejo manchado de manglar (Ucides occidentalis), diversidad de especies de caracoles, lapas, ostras, mejillones, anémonas y esponjas; generalmente entre las ramas de los árboles, varias especies de serpientes hacen vida, así como una gran cantidad de insectos que generalmente hacen nido en zonas huecas de las ramas, entre los mamíferos más representativos presentes en algunos manglares, tenemos al manatí del Caribe (Trichechus manatus), y al macaco Rhesus (Macaca mulatta). Un número no menos importante de especies de peces también hacen vida en este bioma.

Importancia

El manglar como ecosistema reviste una gran importancia, no sólo desde el punto de vista ecológico sino desde el punto de vista económico y socio-cultural:

Importancia ecológica

Posee una alta productividad primaria, es un valioso hábitat de cría para peces y crustáceos y es pista de aterrizaje y zonas de anidamiento de gran cantidad de aves, especialmente de aves migratorias, ofrecen protección a organismos como las algas, las esponjas marinas, los cangrejos y los camarones, que se albergan entre su intrincada red de raíces. Como habíamos resaltado anteriormente, este ecosistema puede capturar hasta cinco veces más carbono que otros bosques tropicales, ya que, sus suelos son sumideros de carbono altamente efectivos; protegen el litoral contra la erosión costera derivada del oleaje y las mareas.

Importancia económica

Aproximadamente el 70 % de los organismos capturados en el mar, realizan parte de su ciclo de vida en una zona de manglar o laguna costera, se estima que por cada especie de manglar destruida se pierden anualmente 767 kg de especies marítimas de importancia comercial, los manglares también actúan como una forma de defensa costera natural contra marejadas, tsunamis, contra el aumento del nivel del mar y la erosión.

Importancia socio-cultural

Desempeñan un papel importante como fuente de recursos insustituibles para muchas poblaciones campesinas en los trópicos, quienes desde hace siglos hacen uso de dichos recursos y servicios ambientales, siendo parte de su legado cultural y tradicional, son utilizados para la recreación pasiva, los deportes acuáticos y actividad turística, y más aún, para la necesaria investigación científica y actividades de educación.

Amenazas

El incremento en los niveles del mar causado por el cambio climático altera los niveles de sedimentación en las zonas de mareas, destruyendo los manglares que requieren niveles estables del mar para su supervivencia a largo plazo.

Una amenaza en crecimiento es la tala de los manglares para construir complejos vacacionales u hoteles, ampliar las zonas urbanas o la infraestructura y para crear playas para los turistas, perturbando ecosistemas enteros, sumado a ello, se resalta la contaminación que suele acompañar el desarrollo de este tipo de complejos.

En las costas de Belice y las costas del Pacífico en Guatemala y Honduras, por ejemplo, se siguen estableciendo numerosas granjas de camarón, las cuales suelen abrir canales para que ingrese la enorme cantidad de agua que se necesita para los estanques, desviando el flujo natural del agua que mantiene saludables a los mangles de los alrededores y, por si no fuera poco, los fertilizantes, químicos y efluentes provenientes de dichas granjas terminan contaminando el agua dulce que alimenta a los manglares, causando gran desequilibrio y alteraciones. 

Referencias

– Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF). (2020). Manglares. Recuperado el 29 de Septiembre de 2020, de https://www.wwfca.org/especies_yllugares/manglares/

– María del Carmen Martínez García. (2020). Manglares: humedales costeros que no hay que olvidar. Recuperado el 28 de Septiembre de 2020, de https://www.inecol.mx/inecol/index.php/es/ct-menu-item-25/ct-menu-item-27/17-ciencia-hoy/417-manglares-humedales-costeros-que-no-hay-que-olvidar

– Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO). (s.f.). Los manglares ¿para que sirven? Recuperado el 29 de Septiembre de 2020, de http://www.fao.org/3/q1093s/q1093s01.htm

– Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO). (1994). Ordenación de los manglares. Recuperado el 29 de Septiembre de 2020, de http://www.fao.org/forestry/mangrove/3645/es/

– Parque Nacional Sierra Guadarrama. (06 de Abril de 2017). Una de sal para los anfibios. Recuperado el 30 de Septiembre de 2020, de https://www.parquenacionalsierraguadarrama.es/es/parque/blogs/sos-anfibios/item/308-blog-sos-anfibios-85

– Universidad de Costa Rica. (20 de Septiembre de 2017). Las aves del manglar. Recuperado el 28 de Septiembre de 2020, de https://www.ucr.ac.cr/noticias/2017/09/20/las-aves-del-manglar.html#:~:text=Las%20especies%20m%C3%A1s%20comunes%20del,individuos%20(6%2C03%25).