Grosella, Ribes rubrum, un arbusto nativo de Europa y Asia

Grosella, Ribes rubrum
Grosella, Ribes rubrum

Características generales de Ribes rubrum

Ribes rubrum, grosella, es una planta de tipo arbusto nativa de Europa (Norte) y de Asia (Central y Norte). Su cultivo ha llegado a otras partes del mundo. El desarrollo de este arbusto se produce en climas templados y fríos. En la naturaleza se puede encontrar en lugares frescos, con sombra y humedad, como bosques. También habita en grietas, sitios rocosos y barrancos. Su hábitat incluye zonas desde los 400 a los 2400 metros de altura.

La grosella es una planta que pertenece al filo Tracheophyta, clase Magnoliopsida, orden Saxifragales, familia Grossulariaceae, género Ribes, especie Ribes rubrum.

Posee otros nombres comunes como: grosella roja, grosellero, groserello rojo, corinto, parrilla, zarzaparrilla. En inglés se conoce como: red currant. También existen algunas variedades comerciales como: red lake, cascade y rovada, entre otras.

El consumo del fruto grosella, al igual que el de otras frutas parecidas, destaca por su valor nutritivo. Las grosellas son ricas en sustancias que proporcionan salud. Entre ellas son importantes los antioxidantes como la vitamina C, que reducen el daño celular. Además de ser beneficiosa frente a enfermedades digestivas, circulatorias y nerviosas. Asimismo disminuyen el riesgo de cáncer.

Al arbusto Ribes rubrum se le incluyen propiedades útiles contra bacterias y virus. La grosella es utilizada como planta medicinal, además de servir como arbusto decorativo. Su fruto, la grosella, se consume fresco o se usa en la elaboración de mermeladas, dulces y jugos. Licores y jarabes igualmente se fabrican con los frutos.

Aspecto externo del arbusto de la grosella

Describimos las características principales concerniente al arbusto, hojas, flores y fruto.

Arbusto

Ribes rubrum es un arbusto de mediano tamaño. Mide entre 1 y 1,5 metros. Sus tallos son más o menos derechos. Las ramas de corta edad son de tonos rojos. La corteza se cae con facilidad. Es inerme, es decir, no tiene espinas. Su raíz suele penetrar poco en el suelo, por lo general, menos de 1 metro.

Hojas

Las hojas de la grosella miden entre 5 y 10 cm de ancho, son simples y palmeadas. Poseen pecíolos. Su lámina está dividida en 5 lóbulos ovales. Presenta un ápice es obtuso o redondeado. El margen tiene forma aserrada o de ondas. Poseen pelos glandulíferos mayormente en el envés. Las hojas de Ribes rubrum no tienen estípulas y son caducas.

Flores

Las flores de la grosella se encuentran en racimos de 4-6 cm. Cada racimo posee entre 6-20 flores con simetría irregular. Poseen pedicelo corto con brácteas menores a 0,2 cm. Son hermafroditas, completas, ya que poseen todas las partes florales. La flor es pentámera, ya que tiene 5 pétalos, 5 sépalos y 5 estambres. Miden entre 0,5-0,7 cm de largo.

El cáliz es sin pelos, con sépalos libres de aproximadamente 0,2 cm de largo. De color entre verde y amarillo o también rojo. Los sépalos tienen aspecto de pétalos. La corola presenta pétalos también libres. Los pétalos son más pequeños que los sépalos.

El ovario está ubicado en la parte inferior de la flor (epígena). Formado por un lóculo. La placenta está ubicada en la pared del ovario (parietal). El ovario no tiene pelos, es decir, es glabro. Los estambres se encuentran sobre los sépalos.

Fruto de la grosella

El fruto es de tipo baya, por ser carnoso y comestible. Es de color rojo, de allí se generan algunos nombres comunes. Posee semillas con cubierta también carnosa. La grosella es de sabor ácido y presenta forma redonda. No tiene pelos. Su tamaño está entre los 0,6 y 1 cm. Se disponen colgando en las ramas en grupos de 10 a 35 frutos.

Crecimiento de la planta Ribes rubrum

La planta Ribes rubrum necesita suelos con buen drenaje y materia orgánica al ser sus raíces poco profundas, pero no crece en suelos inundados ni secos, tampoco se desarrolla en suelos salinos o alcalinos. Necesita un pH entre 5,5 y 7,5.

Algunas condiciones climáticas no son positivas para la cosecha de Ribes rubrum como lluvias, heladas o fuertes vientos. Tales situaciones producen frutos pobres, en tamaño y número. Temperaturas mayores a 30°C también generan daños a la planta, tanto en hojas como en frutos.

Para su desarrollo, la planta de la grosella necesita cierto tiempo en frío. En concreto, requiere acumular de 1000 a 1200 horas de frío. Las temperaturas adecuadas para la etapa de la floración van desde 18 hasta 24°C.

Las flores de la grosella pueden fecundarse solas, al poseer tanto parte femenina como masculina. Sin embargo, para mejorar el tamaño de los frutos, la polinización por insectos puede ayudar. La abeja de miel, Apis mellifera, es colocada mayormente en los lugares de producción con este fin. Los abejorros también se utilizan para la fecundación, pero en menor frecuencia.

La etapa de la floración de Ribes rubrum puede variar en distintos sitios. Por lo general, se produce en el mes de octubre y termina en diciembre. Los frutos aparecen en las plantas desde diciembre hasta febrero.

Referencias

  • Caminiti, A. (2013)
  • Coque, M.; Fueyo, M. (1985)
  • Estay, P. (2014)
  • Mc Leod, C. (2014)
  • Pino, M. (2014)